El aceite del árbol sándalo de aroma dulce tiene una larga historia de uso como un perfume y fragancia de incienso. El aceite de sándalo también tiene una tradición medicinal en varios países, habiendo sido usado para malestar digestivo, problemas hepáticos. acné y otros problemas cutáneos, gonorrea, ansiedad, e insomnio. Además, ha desempeñado una función en algunas ceremonias religiosas hindúes, y se ha usado como un auxiliar para la meditación.

¿Para Qué Se Usa el Sándalo Hoy en Día?

El aceite de sándalo ha sido aprobado por la Comisión E de Alemania para el tratamiento de infecciones de la vejiga.1 No se recomienda como un único tratamiento, sino más bien como un acompañante para el cuidado convencional. Sin embargo, no hay evidencia significativa de que sea efectivo para este propósito. Sólo estudios doble ciego, controlados con placebo pueden probar que un tratamiento funciona realmente, y no se han realizado estudios de este tipo con el sándalo. (Para obtener información sobre por qué son esenciales tales estudios, vea ¿Por Qué Esta Base de Datos Confía en Estudios Doble Ciego?)

Evidencia débil, demasiado preliminar como para confiar en ella en absoluto, insinúa que el sándalo podría tener propiedades antivirales,2 anti - Helicobacterpylori ( Helicobacter pylori es la causa subyacente de la mayoría de úlceras estomacales),3 sedantes,4,5 y que previe6-8.

Dosis

Según la Comisión E de Alemania, el aceite de sándalo se debería tomar a una dosis de 1 - 1.5 gramos diariamente en forma de cubierta entérica para el tratamiento de apoyo para infecciones del tracto urinario. (Los productos de "cubierta entérica" están diseñados para que no se abran y liberen sus contenidos hasta que lleguen al intestino delgado.) Sin embargo, esta es una dosis relativamente alta para un aceite esencial, y sólo se debería usar bajo la supervisión de un médico. Los productos de cubierta no entérica pueden causar malestar estomacal. Para el uso externo en condiciones cutáneas, se agregan unas cuantas gotas del aceite en una taza de agua.

Temas de Seguridad

El aceite de sándalo parece ser relativamente seguro, pero no se ha sometido a extensas pruebas de seguridad; en general, el aceite esencial puede tener efectos tóxicos e incluso fatales cuando se toma en dosis suficientes, especialmente por niños. Las reacciones alérgicas causadas por el contacto directo con aceite de sándalo ocurren relativamente de manera frecuente.9-11 Los niños pequeños, mujeres embarazadas o en lactancia, o personas con enfermedad hepática o renal severa, no deberían usar aceite de sándalo.