Panorama general

La dieta Medifast consiste en comer principalmente reemplazos de alimentos pre-empacados Medifast hasta lograr la pérdida de peso deseada. Por $300 usted recibe un suministro mensual de reemplazos alimenticios, que deben consumirse cinco veces al día. Medifast afirma que las personas que siguen esta dieta pueden bajar hasta 9 kg al mes con este plan.

¿Cómo se supone que funciona esta dieta?

La premisa de esta dieta es que al seguir una dieta baja en calorías (800 a 1.000 calorías diarias) el organismo utilizará su almacenamiento de grasa para generar energía. Medifast argumenta que las proteínas y los carbohidratos en sus alimentos conservarán la masa muscular y permitirán la pérdida de grasa. Con comidas cuidadosamente planificadas y el apoyo del personal de Medifast, elimina las conjeturas y el recuento de calorías. Medifast también cuenta con un plan de transición y mantenimiento.

¿Qué implica?

La dieta Medifast se divide en tres fases: plan 5 y 1, transición y mantenimiento.

La parte central de la dieta es el plan 5 y 1, que usted sigue hasta que llega a su pérdida deseada de peso. Durante este tiempo, debe comer seis veces al día: cinco reemplazos de alimentos pre-empacados Medifast y una comida “magra y verde”, que consta de carne magra y verduras sin almidón. Medifast proporciona más de 70 reemplazos de comida para elegir, como sopas, licuados y barras. Medifast afirma que las cinco comidas al día cuestan aproximadamente $11.

Todos estos productos están fortificados con vitaminas y minerales que ayudan a cubrir las necesidades de nutrientes, que de lo contrario sería difícil conseguir, ya que esta dieta solo proporciona alrededor de 800 a 1000 calorías por día. Todas las comidas tienen un bajo contenido de grasa, mantienen la glucemia baja y no contienen gluten. Durante la fase de pérdida de peso, no se consumen almidones, frutas o productos lácteos. Y nunca, en ninguna fase, incluido el mantenimiento, se consumen alimentos con grasa, fritos o con azúcar. Usted debe preparar una comida diaria "magra y verde", que consiste de 140 a 200 gramos de carne magra, pescado o aves, más 1 o 2 tazas de verduras o ensalada. También se ofrecen recomendaciones sin carne para los vegetarianos. Se supone que las comidas, con alta proteína, se deben consumir cada dos a tres horas para que no sienta hambre durante esta estricta reducción de calorías.

El primer paso es elegir su plan. Existen planes específicos para:

  • Mujeres
  • Hombres
  • Vegetarianos
  • Mujeres en período de lactancia
  • Ancianos
  • Adolescentes
  • Personas que padecen gota
  • Personas que padecen diabetes
  • Pacientes con cirugías bariátricas
  • Personas que toman anticoagulantes
  • Personas que evitan la soya

Después debe elegir un sistema de apoyo:

  • En línea a través de un grupo de apoyo de la comunidad
  • Instructor de salud en línea
  • En el centro de Medifast con un instructor personalizado
  • Su médico

El siguiente paso es solicitar las comidas. Después debe comer seis veces al día (cinco de las comidas de Medifast) hasta que logre su pérdida de peso deseada.

Una vez que ha logrado la pérdida de peso deseada, comienza la fase de transición, que reintroduce gradualmente alimentos que no contenía la fase de pérdida de peso (fruta, almidones, lácteos) y aumenta el consumo de calorías. Hay una transición para dejar los alimentos empacados en varias semanas. La duración del período de la fase de transición está directamente relacionada con la cantidad de peso que se perdió. Si se perdieron menos de 23 kilos, la transición dura ocho semanas. Si se perdieron entre 23 y 45 kilos, la transición dura 12 semanas, y si fueron más de 45 kilos, la transición dura 16 semanas. Esto permite volver a introducir estos alimentos (frutas, verduras con almidón, granos integrales, productos lácteos) muy lentamente al organismo.

La fase final de esta dieta es el mantenimiento, durante la cual se le anima a consumir una dieta sana y balanceada con todas las variedades de alimentos saludables junto con algunos alimentos de Medifast. También se elabora un plan para la cantidad de calorías que necesita para mantener su peso.

El plan Medifast recomienda a sus suscriptores que practiquen ejercicio regularmente. Durante las fases de transición y mantenimiento se recomienda especialmente el ejercicio diario.

  • Planeador de alimentos en línea, rastreador de pérdida de peso y apoyo sin costo
  • Acceso a nutricionistas matriculados por vía telefónica o en línea
  • Sesiones de asesoría personalizada con entrenadores de salud capacitados en el plan de dieta Medifast
  • Algunos estados tienen centros de pérdida de peso que ofrecen apoyo personalmente

¿Qué dice la investigación?

Los estudios sugieren que seguir una dieta de reemplazo de alimentos puede ser una forma eficaz y segura de perder peso para las personas que no pueden seguir una dieta. Además, los estudios han revelado que estas dietas pueden ayudar a las personas a mantener su peso y, en consecuencia, disminuir el riesgo de padecer condiciones relacionadas con el peso. Además, un estudio descubrió que las mujeres que siguen una dieta de reemplazo de comidas tenían más probabilidades de cumplir sus requisitos de vitaminas y minerales que aquellas que hacían una dieta reducida en calorías. Un estudio patrocinado por Medifast también reveló que la dieta promueve la pérdida de grasa, no la pérdida muscular.

También hay algunas investigaciones que sugieren que las dietas de reemplazo de comidas, como Medifast, pueden ser útiles para las personas que deben perder peso. Un estudio realizado en la Universidad John Hopkins demostró que una dieta que consistía en reemplazos de comidas con porciones reducidas ayudó a las personas obesas con diabetes a perder peso y mantener esa pérdida durante un año. También puede ayudar a los pacientes diabéticos a controlar el azúcar en sangre.

Sin embargo, no existen investigaciones que respalden la idea de que se deben evitar determinados alimentos saludables, como granos enteros, productos lácteos con bajo contenido de grasas y frutas frescas, para ayudar a perder peso. Estos alimentos siguen siendo una fuente importante de nutrientes, y las frutas y los granos enteros son naturalmente ricos en fibra. Esta dieta incluye estos alimentos en las fases de transición y mantenimiento del programa, pero no en el plan 5 y 1. Además, las comidas del plan están fortificadas con nutrientes, de manera que aún recibe algunas vitaminas esenciales de las comidas.

¿Existen preocupaciones sobre esta dieta?

Esta es una dieta con muy bajo contenido de calorías. En realidad un consumo de calorías diario de 800 a 1.000 es demasiado bajo y no se debe intentar sin el consentimiento de un médico. Por lo tanto, hable con su médico antes de comenzarla. Debido a la baja cantidad de calorías, no la deberían seguir ciertos grupos de personas, como las mujeres embarazadas y las personas muy activas. Medifast advierte que hay posibles efectos secundarios, como estreñimiento, mareos o aturdimiento, fatiga, sensación de frío y sequedad en la piel o en el cabello.

Asimismo, si bien la dieta parece estar respaldada por estudios y profesionales médicos válidos del equipo de Medifast, cualquier dieta que elimine los principales grupos de alimentos saludables (como fruta o lácteos), solo se debe considerar si no existen otras alternativas. Esta dieta es una buena idea para personas que han fracasado con un plan de alimentación sana regular y están considerando la cirugía.

Conclusión

Si bien la dieta Medifast no se recomienda para todos por su contenido tan bajo en calorías, puede ayudar a algunas personas a perder peso. Antes de invertir en esta dieta, consulte a un nutricionista matriculado que le ayude a determinar qué tipo de dieta es mejor para usted.