¿Quiere ponerse en forma, encontrar un nuevo empleo o empezar a trabajar sobre esa novela que sea un best-seller? Si su respuesta es "Sí, pero me está costando mucho trabajo motivarme," entonces necesita seguir leyendo.

Este artículo sobre motivación consta de 22 horas, pero estoy luchando, generalmente porque preferiría estar: 1) acostado sobre una hamaca en el jardín, viendo mariposas, 2) bebiendo un vaso de limonada helada y 3) comiendo galletas con chispas de chocolate en un cine con aire acondicionado. Pero aun cuando mi mente vague, mis ojos se enfocan en la cita inspiradora pegada arriba de mi computadora recordándome que "Sólo hay dos curas seguras para el bloqueo del escritor: Hambre y Temor." Porque aún debo mi hipoteca y mi despensa está vacía, de repente estoy motivado para empezar a escribir y milagrosamente empiezan a fluir las palabras.

Así que ¿qué diferencia a una persona altamente motivada del resto de nosotros quienes necesitamos empujarnos, impulsarnos y forzarnos para llevar a cabo lo que necesita hacerse? A continuación se presenta lo que piensan algunas mentes destacadas en psicología y psiquiatría.

¿Dentro o Fuera?

Un reporte reciente del National Institute of Mental Health sugiere que existen dos tipos para lograr la motivación:

  • Motivación intrínseca: el deseo de hacer algo simplemente porque quiere hacerlo
  • Motivación extrínseca: trabajar en una tarea para obtener recompensas o evitar castigo de fuentes externas a usted mismo

Estudios muestran que la motivación intrínseca alta está relacionada con un éxito escolar más alto y a una mejor adaptación psicológica en los niños, adolescentes y estudiantes universitarios. En los adultos, la motivación intrínseca contribuye al compromiso activo y productivo en el trabajo, jugar y tener pasatiempos creativos.

En un nivel más profundo, los seres humanos también están impulsados a actuar por una variedad de fuertes necesidades fisiológicas, sociales y psicológicas.

Motivación Basada en Necesidades

Cuando se examinan las fuerzas que conducen y organizan el comportamiento, incluyendo la motivación, con frecuencia los científicos sociales se basan en la Jerarquía de las Necesidades del psicólogo Abraham Maslow, la cual incluye:

  • Necesidades psicológicas
  • Necesidades de seguridad
  • Necesidades sociales (pertenencia, compañerismo)
  • Necesidades de estima (un sentido de propósito, reconocimiento de otros, auto-identidad)
  • Auto-realización

De acuerdo con Maslow, la motivación por privación surge del dolor y malestar cuando uno es privado de los elementos básicos, agua, comida, aire, que son cruciales para sobrevivir. La motivación de crecimiento, la cual no repara los déficit pero expande los horizontes, se vuelve un motivante significativo sólo cuando se satisface el nivel de necesidades. ¿Traducción? Usted tiende a preocuparse menos sobre su jefe autoritario o a gastar un poco más cuando está en medio de un ataque de asma y luchando para respirar.

Conducido para Satisfacer las Necesidades

El psicólogo Clayton Alderfer tiene otra teoría, la cual se desarrolla del paradigma de Maslow. Alderfer cree que hay tres grupos de necesidades esenciales:

  • Existencia: necesidades básicas de supervivencia
  • Parentesco: el manejo para relaciones sociales e interpersonales
  • Crecimiento: el deseo del desarrollo personal (es decir, aprender nuevas habilidades, ser creativo o dominar las tareas particulares)

A diferencia de Maslow, Alderfer mantiene que una persona podría motivarse por dos o tres grupos de necesidades a la vez. Las personas podrían estar motivadas para satisfacer una necesidad de un orden más alto, como el deseo de reconocimiento y aprobación, incluso si eso significa que una necesidad de menor orden, como un salario adecuado para sostener cómodamente a la familia, no se satisfaga.

Motivación en el Trabajo

¿Qué hay con respecto a la motivación en el lugar de trabajo? ¿Cómo pueden los gerentes animar a sus empleados a trabajar duro, incrementar su productividad y procurar mejorar su rendimiento? La teoría de Frederick Herzberg Motivation-Hygiene Theory en 1996 identificó dos clases de factores que son importantes para el comportamiento en el trabajo:

  • Factores de higiene: políticas y administración, supervisión, relaciones interpersonales, condiciones de trabajo, salario
  • Motivantes: éxito, reconocimiento, trabajo individual, responsabilidad, crecimiento

El investigador del comportamiento y psicólogo David McClelland, cuya Three-Needs Theory se enfoca en necesidades importantes relacionadas al comportamiento en el trabajo, ha indicado que ciertas necesidades se aprenden y se adquieren socialmente conforme la persona interactúa con su medio ambiente. De acuerdo con McClelland, hay tres necesidades básicas, la necesidad de poder, éxito y afiliación (un sentido de pertenencia) que actúan como motivantes poderosos en el campo de trabajo. El manejo por poder puede ser un motivante positivo o negativo, dependiendo de cómo sea usado. Por ejemplo, el ser mentor de colegas más jóvenes es una fuerza positiva, mientras que apuñalar por la espalda o sabotear el trabajo de un colega es una fuerza negativa.

Motivación Negativa

Las emociones negativas pueden ser una fuerza motivante tan fuerte como las positivas. ¿No ha jurado al menos una vez para aparecerse en un evento, tomado del brazo de una cita espectacularmente atractiva que evidentemente le adore, justo en el momento en que su última pareja, quien lo dejó, llegue? Y sin duda ha soñado en ganar un Premio Pulitzer o un Oscar, y no solamente ondearlo triunfalmente en la cara de su profesor de séptimo grado quien estaba totalmente seguro de que ¡usted nunca lograría nada!

Motivándose Usted Mismo

El psicólogo Clayton E. Tucker-Ladd cree que hay distintos aspectos críticos de motivación auto-dirigida:

  • Decidir qué es lo quiere lograr y cuánto está dispuesto a invertir para ser exitoso
  • Hacer un compromiso para cambiar
  • Renunciar a la antigua forma de conducta y decidir cómo paso a paso alcanzar las metas que usted valora, un proceso que requiere auto-disciplina, auto-control, programación, práctica y un refuerzo positivo o recompensa

Así que adelante, saque su energía, deje de racionalizar y poner excusas y como un fabricante bien conocido de zapatos deportivos dice: "¡Sólo hágalo!" Estará tan orgulloso de lo que hizo. ¿Y yo? Es hora de un vaso de limonada...