Deslizarse en la nieve
En un montón de insignificantes peleas
Vamos de compras
A prisa todo el tiempo
Explosiones de claxon
¡Tenemos que llegar rápido a casa!
Lo divertido de hornear y envolver regalos
¡Gracias a Dios que esto no es para siempre!
Nervios, nervios y más nervios todo el tiempo

Quizás las canciones navideñas no capturan bien la esencia de sus vacaciones de Navidad. Quizás cuando usted escucha las palabras "paz en la tierra" en esta época del año, se sienta más como si fuera un broma cruel. Si usted es como muchas personas, la paz sólo aparece cuando todo se ha terminado.

Las vacaciones navideñas son días de fiesta, para ir de compras, divertirse, para las celebraciones religiosas, expectativas, multitudes, desórdenes, reuniones familiares, para cambiar la decoración, una montaña rusa de emociones e, inevitablemente, de estrés. Sin embargo, con un poco de planeación y creatividad, los días de fiesta no tienen que ser tan estresantes. He aquí algunas ideas para darle un poco de paz y renovar su temporada navideña.

Planee con Anticipación y Priorice

Siéntese con su familia y traiga una lista de ideas sobre cómo le gustaría pasar las fiestas. Decida cuáles ideas deben ser las más estresantes en términos de costo, tiempo y energía y táchelas de su lista. Elija aquellas cosas que usted disfrute y que pueda lograr de manera realista. Priorice los los eventos que más le importen a usted y a su familia y establezca un presupuesto.

Clarifique Sus Valores

Reflexione sobre la forma en que usted gasta durante los días de fiesta. ¿Qué es lo más importante para usted, gastar más dinero en sus seres queridos o pasar más tiempo con ellos? ¿Cree en la idea de que "amor es igual a dinero"? ¿Usted es guiado por el perfeccionismo y la competitividad al dar un regalo? ¿Se toma el tiempo para experimentar la felicidad y el verdadero significado de la temporada?

¿De qué otras formas podría demostrar su amor? ¿Usted disfruta de ir de compras o cada año es un martirio? ¿Un regalo es realmente significativo o usted termina con un montón de desorden y regalos que en realidad no necesita? Si pudiera, ¿qué le gustaría cambiar acerca de cómo celebra las fiestas? El responder estas y a otras preguntas puede ayudarle a clarificar sus valores para la temporada decembrina, y resultar en un tiempo mucho más relajado y significativo.

Simplifique

He aquí algunos consejos para simplificar sus retos de la temporada navideña:

  • Si a usted le molestan los embotellamientos de tránsito, los centros comerciales y los estacionamientos atestados, y esperar en largas filas, intente comprar por medio de un catálogo o por internet. Planee para terminar de comprar todos sus regalos con anticipación a las fiestas.
  • Envuelva sus regalos con tiempo.
  • Reduzca sus tiempo dedicado a hornear. No hornee 10 tipos diferentes de galletas. Haga sus postres con anticipación y congélelos para que usted tenga menos cosas que hacer cuando esté ocupada. Si está buscando tener una variedad de postres, intente organizar un intercambio de galletas con sus familiares y amigos.
  • Encárguese de varios quehaceres en un sólo viaje, en vez de hacer varios.
  • Considere el sortear los nombres de los familiares para intercambiar regalos en vez de dar obsequios a cada uno de los miembros de su familia y a sus amigos.
  • Limite la cantidad de eventos sociales que usted dará o a los que asistirá.
  • Delegue las tareas a los miembros de su familia. No sienta que usted debe responsabilizarse por todo.

Cuide de Su Salud

Usted estará en su mejor momento y será más resistente al estrés y a posibles infecciones si cuida de su salud. He aquí algunas sugerencias:

  • Duerma lo suficiente cada noche (al menos 7 horas).
  • Ejercítese regularmente.
  • Consuma una dieta bien balanceada . Está bien comer algunos postres en una fiesta, pero una cuantas calorías extras aquí y allá pueden causar un aumento de peso que lo deprimirá.
  • Limite su consumo de alcohol. El alcohol deprime al sistema nervioso y puede causar fatiga, depresión y trastornos del sueño.
  • Tómese un tiempo para relajarse. Tome un baño tibio o encuentre un lugar tranquilo para disfrutar de algo de tiempo a solas todos los días. Incluso unos cuantos minutos pueden hacer la diferencia.
  • Apéguese a su rutina saludable tanto como le sea posible.

No Se Olvide de la Alegría

Intente celebrar las fiestas navideñas en formas novedosas y creativas. ¡Recuerde que usted no es un "fabricante" sino un ser humano! Disfrute de la autenticidad de cada persona especial en su vida y deléitese del tiempo que puede pasar simplemente al estar juntos. Descubra la sencillez de la alegría de la temporada de fiestas con sus amigos y familiares. Salga a caminar por el vecindario para mirar la decoración navideña, cante villancicos, participe en juegos o simplemente tome con calma y de manera saludable la experiencia positiva de las fiestas navideñas.

Ajuste Sus Expectativas

Recibimos muchos mensajes sobre cómo deben ser las cosas en los días de fiesta. Nos hemos programado para creer que las fiestas navideñas son época de gran alegría, amor y para pasar el tiempo acompañados. La verdad es que muchas personas están de luto a causa de haber perdido a alguien querido, o están lidiando con una seria enfermedad, están peleando con la familia, experimentan problemas financiero o se sienten solitarios y no queridos. Con frecuencia las expectativas alegres de las fiestas navideñas pueden aumentar su miseria y estrés. De hecho la tristeza es algo tan común durante los días de fiesta que con frecuencia se le denomina como "depresión navideña".

Una forma de reducir el estrés y la "depresión navideña" es mantener sus expectativas como realistas. Las cosas tienden a no ser perfectas, sin importar cuánto se esfuerce. Quizás haya decepciones, discusiones y frustraciones además de emociones y alegría. Intente ir con la corriente, permitiendo los inevitables retrasos. No tenga expectativas de perfección de sí mismo ni de las personas que le rodean.

Si usted está de luto a causa de una pérdida o se siente triste y solitario, acepte estos sentimientos. No se sienta culpable por su tristeza o intente obligarse a estar feliz sólo porque es la temporada navideña. Si éste es un momento difícil para usted, adopte un actitud de protección hacia sí mismo. No tenga miedo de buscar el apoyo de su familia, amigos o de un asesor. Si los días de fiesta son un momento de soledad para usted, busque formas de incrementar su apoyo social o considere servir de voluntario para aquellos que lo necesitan. El ayudar a otros en desgracia es una forma maravillosa de celebrar el mensaje de la época navideña, así como también una forma excelente de ayudarle a sentirse mejor.