Image for childrens iron supplements Si usted es el padre de un bebé, niño pequeño o niño de mayor edad, probablemente necesitará una niñera en algún momento. Quizás trabaja fuera de casa o tal vez sólo necesita salir por una tarde.

Cualquiera que sea su situación, quiere estar seguro de que sus hijos están en buenas manos. Una niñera puede ser de gran ayuda, en tanto contrate a alguien que sea madura, experimentada, capaz y que se preocupe por sus hijos.

A continuación se presentan consejos para elegir una buena niñera:

Encontrando a Un Cuidador

Su primer reto es reclutar a una niñera potencial. A continuación se presentan algunas ideas:

  • Comience buscando al cuidador con anticipación. Si espera hasta el último momento, podría no tener tantas personas de dónde elegir.
  • Pregunte a sus conocidos. Pregunte a la familia, amigos, vecinos o compañeros de trabajo si conocen a algunas buenas niñeras.
  • Ponga un anuncio. Pegue anuncios en las iglesias, organizaciones cívicas, preparatorias o anuncie en los periódicos.
  • Encuentre niñeras acreditadas. Busque clases impartidas por la Cruz Roja o YMCA
  • Revise su guía telefónica para encontrar servicios de niñera. A continuación se presentan algunas cosas que hay que tener en mente:
    • Los servicios con una póliza de seguro cubrirán cualquier daño o pérdida a su propiedad. Sin embargo, es probable que la mayoría no proteja a sus hijos de cualquier manera.
    • Verifique si el servicio de niñera lleva a cabo revisiones e investigaciones de antecedentes criminales a sus empleados.

Contratando a Un Cuidador

Una vez que tenga una lista de posibles niñeras, puede comenzar el proceso de investigación:

  • Revise las referencias cuidadosamente. Póngase en contacto con los anteriores empleadores, profesores, vecinos y familiares. Pregúnteles sobre las calificaciones como niñera de la candidata.
  • Entreviste a los cuidadores potenciales. Busque candidatos que sean responsables, honestos, pacientes, positivos, competentes y cariñosos. A continuación se presentan algunas preguntas que podría querer hacer:
    • ¿Cuánto tiempo tiene siendo niñera?
    • ¿Cuales son los grupos de edad con los que ha trabajado?
    • ¿Tiene conocimientos de resucitación cardiopulmonar (RCP) y la maniobra de Heimlich? ¿Tiene la certificación para RCP?
    • ¿Ha tenido alguna capacitación para ser niñera o cursos de primeros auxilios?
    • ¿Qué días y qué horario tiene disponible para cuidar a los niños?
    • ¿Manejaría una situación difícil, como una emergencia, enfermedad o mal comportamiento? (Busque respuestas que sean positivas y útiles.)
  • Observe a los cuidadores. Usted quiere un cuidador con el que usted y sus hijos se sientan cómodos. Debe observar sus interacciones con usted y sus hijos. A continuación se presentan algunos consejos:
    • Elija a un cuidador con quien pueda relacionarse - alguien que comparta sus ideas sobre cuidar a niños y con quien pueda ser sincero.
    • Elija a un cuidador que ame a los niños y se relacione bien con ellos. El cuidador debe:
      • Proporcionar suficiente atención a los niños y disfrutar jugar con ellos
      • Utilizar un tono de voz suave
      • Sonreír y reírse con los niños
      • Usar maneras positivas para ayudar a los niños a comportarse (sin golpear, abofetear, gritar o asustarlos)
      • Mantener al niño cómodo y limpio
  • Considere la edad del cuidador. En términos de la edad de la niñera, a continuación se presentan algunas cosas que hay que considerar:
    • ¿Qué edad tienen sus hijos? En general, entre mayor edad tenga el niño, mayor deberá ser la edad del cuidador. Por ejemplo, probablemente querrá a una persona de 12 ó 13 años de edad que cuide a un niño menor de tres años.
    • ¿Cuánto tiempo necesitará estar cuidando la niñera a sus hijos? Si es toda la noche, el cuidador debe ser mayor de edad.
    • Muchas niñeras capaces son pre-adolescentes que todavía no llegan a la adolescencia o son adolescentes jóvenes. Sin embargo, si su cuidador es menor de 16 años de edad y algo le sucede a su hijo mientras usted se encuentra lejos de casa, usted es legalmente responsable.

Para mantener una vigilancia más detenida hacia el cuidador, la tecnología ofrece una solución. Las cámaras de vigilancia o cámaras para niñera se han vuelto populares en los últimos años. Se pueden instalar fácilmente, por ejemplo en la habitación de un niño y la grabación se puede revisar después.

Antes de Irse

Haga que el cuidador llegue 15 minutos antes de que usted se vaya. Asegúrese de que el cuidador sepa:

  • Dónde lo puede localizar (dirección, número telefónico)
  • Reglas sobre las comidas, juego, televisión, tiempo de la computadora y amigos
  • Indicaciones de seguridad generales, incluyendo:
    • Nombres importantes y números telefónicos
    • Peligros potenciales
    • Consejos sobre bañar y cambiar al niño
    • Formas de manejar una emergencia
  • Cómo mantener seguras las áreas de juego

Hablando con Su Hijo

Debe hablar con sus hijos antes y después de que los cuide una niñera. Antes de que el cuidador llegue, recuérdele a sus hijos sobre las medidas de seguridad, sus derechos y cómo deben comportarse. Después de que se haya ido la niñera, pregúnteles a sus hijos sobre lo que hicieron, qué juegos jugaron y si algo ocurrió que los hiciera sentirse incómodos o que los haya asustado. Finalmente, pregúnteles si les agradó la niñera.